Silvia Palferro

Falleció Silvia Palferro

No sabemos en qué circunstancias, ni en qué día preciso –hacía un tiempo que no aparecía por el lugar en el que solíamos vernos, el Margot–, lo cierto es que Silvia Palferro ya no está entre nosotros, partió hacia otros rumbos con su frágil alma soñadora. Ya extrañábamos su presencia, mucho más ahora con la definitiva certeza de su último viaje.
Hace un tiempo ella misma se dibujó –con trazo modesto– para presentar sus poesías…

Nací en Capital Federal.
Comencé escribiendo aforismos y a partir del 1981 me introduje en la poesía, más allá de la sutil neblina que nos recubre la mirada, ojos que por entonces comenzaban a filetear sus rebordes con otros claros, también oscuros del sentir.
A partir del año 1984 he participado en diversos talleres literarios con: Kato Molinari, Rodolfo Alonso, Osvaldo Rossler, Jorge Atilio Castelpoggi, Támara Kamenszain Y María del Carmen Colombo. Entre otros, recibí el primer premio de poesía en la biblioteca Miguel Cané, selección de poema en el concurso latinoamericano Fundación Givre; segundo premio en la Casa del poeta de La Plata, segundo premio en la S.A.D.E. filial Moreno, tercer premio en la editorial Carlos Pereiro, menciones en la Universidad Católica Argentina, Universidad de Belgrano, etc. Mis trabajos fueron seleccionados para integrar diversas antologías: Carlos Pereiro Editor, Editorial Publicaciones Latinas (Bahía Blanca); Pegaso Ediciones (Rosario-Santa Fe) ; antología de taller literario de la Casa de la Poesía. Colaboré en sitio web “Transdisciplina Creativa” y “A Grileira” (de cultura gallega) y en periódicos barriales como “Nuevo Ciclo” y “Desde Boedo”.

En una de sus colaboraciones para Desde Boedo, aportó

POEMA

Algo de la melancolía apura
los pasos tal vez
para que la tinta
se haga verso sobre los vientos.

Y es colombina esta noche
como salida de un tango
o de la tela despintándose
los detalles de musa
y llovizna sobre la acera.

Desde la fantasmal
garganta del barrio
se dice Boedo hasta la entraña
gris del papel. Acaso con la misma voz
habría hecho su queja Homero en las tormentas
mientras recortaba otro poema
contra la piel del sur;
esquinando su charco de luz
en el cartel.

Silvia Palferro

Nuestro cálido adiós a la soñadora de la mirada celeste. Boedo conservará el recuerdo de la pureza de su vuelo lírico (MB).

(*) Foto de Silvia Palferro en su quiosco de la feria artesanal del Día de Boedo de 2016

Deje su comentario...